Titular noticias

Kosovo: AI pide el fin de la impunidad a 10 años de la guerra

Jueves 19 Marzo 2009

Según la organización los responsables de violaciones de derechos humanos no han respondido de sus actos ante la justicia


Diez años después de la guerra de Kosovo, la mayoría de los responsables de las desapariciones forzadas y secuestros de personas de etnia albanesa y serbia no han respondido aún de sus actos ante la justicia, ha declarado Amnistía Internacional la víspera del décimo aniversario del comienzo de los bombardeos de la OTAN sobre Serbia, en marzo de 1999.

La organización reitera sus llamamientos para que se adopten medidas urgentes destinadas a resolver la enorme cantidad de crímenes de guerra pendientes y la impunidad por las violaciones de derechos humanos.

“Las autoridades de Kosovo y de Serbia han incumplido su obligación de iniciar investigaciones independientes, exhaustivas e imparciales. Pocos responsables de desapariciones forzadas y secuestros han sido enjuiciados en ninguna de las dos jurisdicciones”, ha manifestado Nicola Duckworth, directora del Programa para Europa y Asia Central de Amnistía Internacional.

Amnistía Internacional tiene constancia de un historial de exhumaciones indocumentadas, documentación perdida, injerencias políticas en el sistema de justicia, investigaciones abortadas y duplicación masiva de esfuerzos por parte de diferentes organismos. Todo esto se ha aunado para negar a muchos familiares de las miles de personas en paradero desconocido la devolución de sus restos mortales, mientras que a la mayoría también se le ha negado el acceso a la justicia. Más de 3.000 personas de etnia albanesa “desaparecieron” a manos de la policía, los grupos paramilitares y las fuerzas militares serbias; otras fueron secuestradas por miembros de los grupos armados de oposición de etnia albanesa.

Se calcula que 800 serbios, romaníes y miembros de otros grupos minoritarios fueron también secuestrados, según informes por miembros del Ejército de Liberación de Kosovo, muchos de ellos después de que finalizara el conflicto armado internacional, en junio de 1999, ante los ojos de la fuerza de paz en Kosovo dirigida por la OTAN. Alrededor de 1.900 familias tanto en Kosovo como en Serbia siguen esperando noticias sobre la suerte y el paradero de sus familiares. Amnistía Internacional entrevistó a familiares de personas en paradero desconocidos en ambos lados del conflicto cuando éste finalizó y ha regresado a Serbia y a Kosovo en febrero de 2009 para hablar de nuevo con ellos.

“Los familiares de las personas desaparecidas y en paradero desconocido siguen viviendo en medio de la ansiedad y la angustia, sin saber lo que les sucedió a sus seres queridos y sin poder llorar sus muertes o dignificar su memoria enterrándolos en tumbas adecuadas. Hasta ahora, sólo se han devuelto a sus familiares para ser enterrados los cuerpos de la mitad de las personas desaparecidas o en paradero desconocido”, ha dicho Nicola Duckworth. “Los familiares son a su vez víctimas de una violación continuada de su derecho a conocer la suerte y el paradero de los miembros de su familia. No se les ha dado acceso a la justicia, ni un resarcimiento y una reparación por su pérdida.”

Amnistía Internacional pide a las autoridades de Serbia y de Kosovo, incluida la Misión de la Unión Europea por el Estado de Derecho en Kosovo (EULEX), que cooperen en la investigación de los casos a fin de informar a los familiares de la suerte de sus seres queridos y hacer que los perpetradores respondan de sus actos ante la justicia. Información complementaria El 24 de marzo de 1999, la OTAN lanzó la “Operación Fuerza Aliada” contra Serbia para tratar de prevenir los ataques contra personas de etnia albanesa en Kosovo por el ejército, la policía y las fuerzas paramilitares serbias.

Finalizado el conflicto, en junio del mismo año, Kosovo fue puesto bajo la administración de la ONU. El 17 de febrero de 2008 Kosovo declaró unilateralmente su independencia de Serbia. El 9 de diciembre de 2008, una nueva misión de la Unión Europea (EULEX) asumió las responsabilidades de la Misión de Administración Provisional de las Naciones Unidas en Kosovo (UNMIK). Su mandato incluye la investigación y el enjuiciamiento de los crímenes de guerra y otros crímenes graves pendientes de resolver.

Comentarios
Tu email no se mostrará en ninguna parte
Últimas noticias

Quiénes Somos


El periodismo creó la figura del corresponsal de guerra, pero el mundo carecía hasta hoy de un Corresponsal de Paz.

Corresponsal de Paz es un nuevo medio de comunicación digital, que dedicará su contenido a visibilizar todos aquellos esfuerzos encaminados a transformar pacíficamente los conflictos. Leer más...

 
 

¡APOYA ESTE PROYECTO!
SUPORT US !


   CON APOYO DE: